Inicio Últimas noticias LUCHA POR LA VIDA EN ESTADOS UNIDOS. Nueva transmisión diaria del rosario...

LUCHA POR LA VIDA EN ESTADOS UNIDOS. Nueva transmisión diaria del rosario para terminar con el aborto

LUCHA POR LA VIDA EN ESTADOS UNIDOS. Nueva transmisión diaria del rosario para terminar con el aborto

El P. Frank Pavone invitó a unirse a la iniciativa diaria, para pedir a Dios que ponga fin al flagelo del aborto, en nuestra Estados Unidos y en todo el mundo.

(LifeSiteNews) No es ningún secreto que el movimiento pro-vida tiene una herramienta poderosa: el Rosario. Los que están trabajando para poner fin al aborto a través de la oración a menudo son vistos, con rosarios en las manos, reunidos en sus hogares e iglesias, o en los centros de abortos.

A este respecto, el padre Frank Pavone ha dicho: «los invito también a reunirse conmigo en EndAbortion.TV y otras 20 plataformas de redes sociales, donde he comenzado a transmitir un Rosario diario los 7 días de la semana. La transmisión se transmite en vivo todos los días a las 3 pm ET, y es seguida por la Divine Mercy Chaplet».

Tanto el Rosario como la Chaplet tienen profundas conexiones con nuestro deber de defender a los bebes por nacer en el útero.

La oración «Ave María», así sí misma, es pro-vida. En ella, honramos a una Madre, y decimos «bendito» el fruto de su vientre. Esto contrarresta la mentalidad del aborto, que considera que la maternidad es una carga más que una bendición y considera que el fruto del útero es desechable.

En el Rosario, proclamamos que somos pecadores. «Ruega por nosotros pecadores». «Perdona nuestras ofensas». Es falsa la acusación de partidarios del aborto que nos dicen que somos «justos». Más bien, somos nosotros quienes debemos arrepentirnos de nuestra negligencia e inactividad con respecto al aborto.

La mayoría de los católicos conocen el Rosario, pero aquellos que rezan esta devoción regularmente también están muy familiarizados con los «Misterios» del Rosario, o las meditaciones sobre varios eventos en la vida de Jesús.

Los 4 conjuntos de misterios: Gozoso, Doloroso, Glorioso y Luminoso, nos acercan a Jesús mientras somos invitados a viajar con Él a la cruz. Los misterios también son poderosas meditaciones pro-vida.

En ProLifePrayers.com, se ha vinculado cada una de las meditaciones a un tema pro-vida.

Por ejemplo, los Misterios Gozosos incluyen la Anunciación, cuando María está preocupada por el saludo del ángel, pero se alegra de hacer la voluntad de Dios. Podemos orar para que quienes estén preocupados por su embarazo tengan la gracia de confiar en la voluntad de Dios.

La asunción de María al cielo se recuerda en los Misterios Gloriosos. Fue llevada, en cuerpo y alma, al cielo porque es la Madre de Dios. Madre e hijo están unidos. La Asunción nos recuerda que van de la mano. Oramos para que la sociedad vea que no pueden amar a sus mujeres mientras asesinan a sus hijos, y que no pueden salvarlos sin ayudar a sus madres. Oramos para que la pregunta pro-vida conmueva a la gente: «¿Por qué no podemos amarlos a ambos?».

En los Misterios Dolorosos, cuando Jesús es coronado de espinas, sufre en silencio. Oramos por las madres y los padres de los fetos abortados. Muchos de ellos sufren un profundo dolor y se arrepienten de una elección que nunca pueden revertir. Muchos sufren en silencio, porque otros les dicen que no es gran cosa.

Los Misterios Luminosos, dados al mundo por san Juan Pablo en 2002, recuerdan el bautismo de Jesús en el río Jordán. Cuando Jesús es bautizado, se escucha la voz del Padre: «Este es mi Hijo amado». Todos están llamados a convertirse en hijos e hijas adoptados de Dios a través del bautismo. Oramos para que los fetos en el útero puedan ser protegidos, para que puedan nacer y ser bienvenidos a la comunidad cristiana mediante el bautismo.

En cuanto a la Divine Mercy Chaplet, como es bien sabido, surgió de una serie de visiones experimentadas por Santa Faustina, que era una monja en Polonia en 1935.

En las revelaciones de la Divina Misericordia a Santa Faustina, el aborto fue el pecado principal por el cual Dios nos pidió que clamáramos por su misericordia. Además, le dió una serie de dolores abdominales severos que el Señor le dijo que representaba a las madres que abortaban a sus hijos.

Hoy, la devoción a la Divina Misericordia merece un énfasis particular para aquellos que han tenido abortos, para abortistas y trabajadores de clínicas.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

ultimos articulos